¿Qué es la tundra y por qué es fundamental protegerla?

tundra

Existen ambientes en donde reinan las condiciones climáticas adversas, uno de ellos es la tundra, en donde la vida se abre paso incluso en medio de circunstancias hostiles.

Definición

La tundra, según su biodiversidad, es uno de los biomas más simples debido a sus condiciones climáticas adversas y variables. También se le conoce como “llanura sin árboles” debido a la escasa o incluso inexistente vegetación arbórea.

Ir al Diccionario Ecológico ▶️

¿Dónde se encuentra?

La tundra está restringida según su ubicación geográfica por una latitud aproximada de 63º 33′. Estas latitudes corresponden a un cinturón alrededor del Océano Ártico en el hemisferio norte y algunas zonas del hemisferio sur.

ubicacion de la tundra

Este bioma tiene mayor presencia en el hemisferio norte, extendiéndose en el norte de Rusia, en Alaska, en el norte de Canadá, al sur de Groenlandia y parte de la costa ártica de Europa. Al sur se encuentra presente en el extremo sur de Chile y Argentina, en las islas subantárticas y en ciertas zonas de la Antártida.

¿Cuáles son las características más importantes de la tundra?

montanas-tundra

La tundra presenta unas características que hacen de este bioma un paisaje único en el mundo. En general sus aspectos representativos son:

  • Un clima frío
  • Poca biodiversidad en comparación con otros biomas
  • Vegetación simple y de bajo volumen
  • El suelo posee pocas concentraciones de nutrientes por la baja presencia de materia orgánica
  • Presenta un drenaje natural complejo o inexistente,
  • Presencia de capas de suelo congelado
  • Grandes oscilaciones de población animal debido a las épocas de migraciones

¿Cuál es el clima de la tundra?

Un aspecto relevante de este bioma es que los inviernos son largos y secos, presentando meses de oscuridad total y temperaturas frías.

La cercanía de este bioma con los polos del planeta Tierra es lo que define su clima. Debido a que la tundra se encuentra lejos del ecuador recibe poca luz solar durante una parte significativa del año, haciendo que sus temperaturas sean bajas. Cuando reciben luz solar, esta no llega a ser suficiente para compensar el frío.

Las regiones en donde está presente este tipo de bioma son frías debido a que cuando la luz solar alcanza la tierra, el calentamiento sobre ésta depende de la superficie donde los rayos impactan.

Las áreas con abundante vegetación absorben el calor de la radiación solar, por lo tanto en zonas donde la vegetación es escasa este efecto de absorción de calor es bajo.

Además, en la tundra hay presencia de suelo y subsuelo congelado lo cual genera que los rayos de luz solar sean reflejados de vuelta a la atmósfera; haciendo que el efecto de calentamiento de la superficie se pierda.

Como resultado, hay bajas temperaturas la mayor parte del año, lo cual se traduce a un clima frío incluso en verano.

Según la clasificación climática de Köppen ET (clasificación climática en donde se le asigna una letra a la región según las temperaturas y precipitaciones del clima), la tundra se clasifica dentro del clima continental húmedo (Dfc, Dfd) con inviernos gélidos y largos, y clima continental monzónico (Dwd) con presencia de monzones (vientos fuertes y torrenciales.

¿Cuál es la precipitación de la tundra?

La mayoría de las precipitaciones caen en invierno en forma de nieve lo cual permite la permanencia del permafrost (capa de suelo congelado).

Se ha determinado que la precipitación media anual es de 350 a 550 mm (puede llegar por debajo de los 150 mm), pero debido a la poca actividad solar, la evapotranspiración suele ser baja, lo cual permite la presencia de terrenos pantanosos y turberas (humedales ácidos).

Tipos de tundra y su altitud

Según los puntos geográficos ya mencionados, la tundra se puede clasificar en tundra ártica y tundra alpina.

Tundra ártica

tundra-artica

La tundra ártica es la que se encuentra en el hemisferio norte del planeta, forma un cinturón que rodea el polo norte y se extiende al sur hacia los bosques de coníferas de la taiga.

La temperatura promedio de invierno es de -34 ° C (-30 ° F), pero la temperatura promedio de verano es de 3-12 ° C (37-54 ° F), lo que permite que este bioma mantenga la vida.

Una característica importante de este tipo de tundra es la presencia del permafrost, definido como una capa de suelo que permanece congelado y está constituido por grava y material más fino.

La presencia del permafrost dificulta la existencia de sistemas vegetales con raíces profundas. Sin embargo, muchas otras especies vegetales logran sobrevivir y adaptarse a las condiciones de la tundra ártica.

Durante el verano inicia una temporada de deshielo lo cual produce que la superficie se sature de agua generando pantanos y humedales que representan sistemas hídricos para las plantas.

Tundra alpina

tundra-alpina

La tundra alpina es la que podemos encontrar en las montañas de todo el mundo a gran altitud. La diferencia con la tundra ártica es la ausencia del permafrost.

Al no existir una capa de hielo congelado, el drenaje de los suelos se lleva a cabo y no se forman pantanos o humedales.

El clima en este tipo de tundra suele ser más parecido al polar, con temperaturas por debajo de cero durante la noche.

¿Qué tipo de flora y fauna hay en la tundra?

tundra-artica

Debido a las condiciones climáticas extremas, la fauna y flora de la tundra presenta características muy particulares para lograr sobrevivir.

La fauna debe presentar pelaje grueso y adaptado a las bajas temperaturas, muchos animales tienen largos períodos de hibernación para soportar los crudos y largos inviernos y la mayoría posee un sistema de reserva energético (gran cantidad de grasa corporal) debido a las pocas cadenas alimentarias que se encuentran en estas áreas.

Las plantas de la tundra no tienen raíces profundas y están adaptadas a las bajas temperaturas y a la poca presencia de rayos solares. Los períodos de crecimiento son cortos y su reproducción viene dada por brotación o división en lugar de una reproducción sexual por medio de flores.

Debido a que los suelos en la tundra son pobres o carecen de suficientes nutrientes que aseguren el crecimiento constante y abundante de la vegetación, es notorio observar que las plantas en este bioma se encuentran dispersas entre sí. Recordemos que las plantas necesitan nutrientes para poder crecer y mantenerse.

Tipo de animales

tundra-artica

En la tundra se encuentran mamíferos herbívoros como los caribúes y los lemmings, mamíferos carnívoros como los lobos y los osos polares, aves migratorias como los halcones y las golondrinas de mar, pescados como el bacalao y el salmón e incluso insectos como las moscas y los saltamontes.

Uno de los animales característicos de este tipo de bioma es el oso polar, de hecho al describir a cualquier mamífero de la tundra éste es la referencia máxima debido a que presenta un pelaje denso y grueso que lo ayuda a tolerar las bajas temperaturas y presenta una gran cantidad de grasa corporal lo cual le confiere grandes reservas de energía que le serán útiles durante el invierno y la época de hibernación.

Muchas de las especies animales de la tundra son estacionales, es decir, que presentan patrones de migración para lograr soportar los fuertes inviernos y la falta de alimento. Un ejemplo de esto es el caribú o reno.

Debido a la constante inmigración y emigración, la población dentro de la tundra oscila continuamente.

Tipos de plantas

hongos-tundra

La flora en la tundra consiste en musgos y líquenes (asociación entre alga y hongo).

Las plantas no pasan los 10 cm debido a que los fuertes vientos no permiten la presencia de arbustos o árboles, y además las raíces de los árboles no arraigan en este tipo de bioma debido a la capa de suelo congelado que encontramos en la tundra ártica.

En el caso de la tundra alpina la ausencia de vegetación arbórea viene dada por las grandes alturas, lo cual imposibilita el crecimiento de árboles.

Importancia de la tundra

osos-polares

Como todo bioma, la tundra participa en el mantenimiento de la biodiversidad del planeta. Su mayor importancia es la presencia del permafrost como una capa de suelo congelado de forma permanente, algo único y que no se evidencia en ningún otro bioma.

El permafrost contiene almacenado cantidades importantes de carbono orgánico. En caso de que se derrita, el carbono se liberará en el aire; lo cual alterará el ambiente, favorecerá el calentamiento global y afectará directamente a la vida en el planeta.

Es importante ayudar en la conservación de la tundra ya que el permafrost juega un papel importante en la naturaleza siendo en primer lugar un registro y archivo único de los cambios de temperaturas del planeta Tierra y en segundo lugar es un contenedor importante de carbono que se puede convertir en metano y CO2 si de derrite el hielo permanente. El deshielo del permafrost puede llevar a la destrucción de los cimientos de la naturaleza y de la sociedad humana.

Calificar
[Total:3    Promedio:5/5]

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *